El lupus eritematoso sistémico es una enfermedad autoinmune y crónica que afecta al tejido conjuntivo, y se caracteriza por causar inflamación y daño en los tejidos, provocado por el sistema inmunitario, específicamente debido a la unión de anticuerpos a las células del organismo y al depósito de complejos antígeno-anticuerpo. El origen de su nombre es desconocido y las hipótesis al respecto son variadas. Aunque el término 'lupus', que significa ÄòloboÄô en Latín, podría hacer referencia a que el rostro inflamado del paciente adopta una gran similitud con la cara arañada de un lobo. Además de la hinchazón, la enfermedad normalmente provoca en la nariz y las mejillas un Eritema malar con forma de alas de mariposa.

Esta patología puede afectar a cualquier parte del organismo, aunque los sitios más frecuentes en los que hace mella son el aparato reproductor, las articulaciones, la piel, los pulmones, los vasos sanguíneos, los riñones, el hígado (el primer órgano que suele atacar) y el sistema nervioso.

Las primeras manifestaciones de la enfermedad se producen frecuentemente entre los 15 y los 45 años de edad y su transcurso es impredecible. En su desarrollo se dan periodos de crisis alternados con intervalos de remisión.

La prevalencia en la población general Äîdependiendo de la zonaÄî se encuentra entre 4 y 250 casos por cada 100.000 habitantes. Sin embargo, estas estadísticas varían a lo largo del mundo. Por ejemplo, en Norteamérica, Asia y norte de Europa afecta a 40 de cada 100.000 habitantes, con una mayor incidencia entre la población hispana y afroamericana. En cualquier caso, el lupus destaca principalmente porque cerca del 90% de los casos corresponde al grupo de mujeres en edad fértil, con una proporción mujer/varón de 9/1.

Aunque hasta el momento no existe cura, los síntomas se tratan principalmente con dosis bajas de Corticosteroides, inmunosupresores y antipalúdicos como la hidroxicloroquina.

Las reivindicaciones que se pusieron sobre la mesa en el Día Mundial del Lupus, que se celebró el pasado 10 de mayo, se centraron en la necesidad de aumentar la sensibilización social, mejorar los servicios de salud para estos pacientes, fomentar la investigación de las causas y cura del Lupus, mejorar el diagnóstico médico y los tratamientos, y realizar estudios epidemiológicos del impacto global de esta enfermedad.

Asociación de referencia: Federación Española de Lupus FELUPUS